Cuerneándonos (UIO – Bs. As. – UIO)

Abracé en tu muñeca      una ballena roja que lanza el pedo más triste de toda la historia del mar y doce horas después               ya no teníamos hijo ni tickets para el subte pero sobraban media botella de vino  un recibo de farmacia    hedor de  nuevas bocas en nuestros genitales                            y una madrugada donde descubrimos

que el enemigo no se calcula por kilómetros ni aeropuertos.

 Se mide en piel.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s